Chiquita

Cuando las personas tenemos alguna carencia o vacío de tipo emocional buscamos la manera de llenarlo, y, ¿Qué clase de vacío puede sentir un hombre que lo lleve a echar carreras con una anciana para ganar el asiento del metro, insultar a los jugadores a todo pulmón cuando están viendo un partido de fútbol en la tele, romper tubos, paredes, vidrios y utensilios en su afán de repararlos, etc.?

Pienso (enserioo!!!), cuando un hombre tiene pedos con su figura paterna, generalmente toma actitudes medio sumisas y es pasivo agresivo, cuando tiene pedos con su figura materna es mas bien violento (no soy psicóloga, es solo un común denominador que he visto en la gente que conozco), ¿entonces qué chingados les pasa?

Tener o el simple hecho de que alguien crea que se tiene el pene pequeño es para muchos hombres motivo de depresión, enojo, inseguridad, resentimiento y muchos otros malestares físicos y anímicos. Es bien sabido que miden su hombría de ese modo y por eso he llegado a la conclusión de que la bola de patanes que uno se encuentra en la vida la “tienen chiquita”, sin importar el tamaño real del órgano, es donde depositan no solo su seguridad y autoestima, sino toda su calidad humana, todo esto directamente proporcional.

Voy a probar mi teoría gritándole al pendejo que no pone las direccionales y da vuelta justo cuando voy a cruzar la calle ¡La haz de tener chiquita pendejo! haber que pasa jajajaja.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: